martes, 8 de marzo de 2016

Flamenco Cristina Hoyos Baialora - Entrevista 1999


Antigua entrevista de Merche Esmeralda:

La mayoría de la nuestro público te conoce por las películas de Saura ¿Cómo surgió esa colaboración? 
Surgió porque Antonio Gades hizo el ballet de "Bodas de Sangre". El productor, Emiliano Piedra y su mujer Emma Penella vieron el espectáculo en el teatro y pensaron en hacer una película y así fue. Emiliano llevó a un ensayo a Carlos Saura y él lo hizo en el cine como lo vio allí. Así se hizo la primera película, y como tuvo mucho éxito a los dos años se hizo la segunda: "Carmen", y luego el "Amor Brujo"... Yo era pareja de Gades en el Ballet, y aunque por ejemplo en "Carmen" no hago el papel principal, en el teatro sí lo hacía.
 - ¿Cómo resultó la experiencia de bailar para las cámaras de cine? 
Bailar para las cámaras siempre es un poco más limitado y frío. No es lo mismo que bailar en el silencio del teatro, donde te puedes desplazar como quieres, en el cine te ponen una señal donde puedes girar, donde tienes que levantar los brazos... no bailas con el mismo sentimiento. 
- ¿Se filman los bailes enteros? 
Generalmente no, se hacen a trozos, alguna vez se hace entero, y luego se hacen otras partes para tomar primeros planos, cuestiones de técnicas propias del cine. 
- ¿Crees que el momento actual del flamenco merece criticas tan duras como las que recibe? 
La gente comenta, la gente dice, pero lo importante está en que el flamenco va a buenos teatros, a buenos festivales de baile. Indudablemente no todos los espectáculos tienen una calidad maravillosa, pero eso no es un problema del flamenco, sucede con todos los espectáculos de cualquier género, tampoco todo el baile clásico o todo el contemporáneo es maravilloso, hay buenos, regulares.. 
- ¿Hay más público para el flamenco en los años 90? 
Cada vez parece que hay más interés, y cada vez hay más compañías y grupos de baile, gente joven que monta compañías para hacer unos cuentos espectáculos, aunque sea para algo temporal. 
- ¿Cómo es tu experiencia como creadora de una compañía de baile? 
Es muy difícil, si un año trabajas poco, te agobias porque la gente necesita trabajo ya que viven de esto, es complicado que la gente se mantenga fiel a la misma compañía. Y eso lo más importante. Yo procuro que todos los que estén conmigo sigan durante un tiempo y estén contentos, creo que lo consigo, el que se va de aquí es porque lleva mucho tiempo o ha conseguido por ejemplo un contrato para Japón... muy beneficioso, o algo así. En eso también les ayudo, intento orientarles. Aquí hay una armonía bastante buena en todos los sentidos. 
- Este año cumple 10 años tu compañía. ¿En eso se centró el espectáculo que presentaste en Jerez?. 
Si, reunimos algunas de las cosas que más me gustan con otras que se hicieron hace mucho tiempo, no se hacen exactamente igual, sino tal como surge ahora. Siempre tratas de mejorar todo un poco, los conceptos y las ideas son los mismos, pero no las formas. 
- ¿Es muy complicado mantener el interés del espectador durante hora y media sin tener un argumento o una historia? 
Cuando no tienes argumento te centras en los ritmos, en los cantes y en las formas. 
- ¿Crees que al baile flamenco no le hace falta apoyarse en un argumento? 
Es así, el flamenco está hecho, la Bulería está hecha, la Soleá está hecha, a veces se le da muchas vueltas a la cabeza para volver a lo mismo, todo está hecho, lo que tratas es de darle un poco de ti mismo con tu baile, las luces, la coreografía... 
- Hay muchos aficionados y profesionales de baile que estudian flamenco sin intención de dedicarse a este género, ¿En qué les dirías que se fijasen? 
El flamenco tiene movimientos muy bonitos, los bailarines de clásico se pueden acercar a algunos rasgos del flamenco, al igual que nosotros nos acercamos a muchas técnicas del baile contemporáneo. 
- Se suele comentar que los artistas mas jóvenes son más atléticos y abusan de la fuerza y la forma física en detrimento de otras virtudes. 
Yo siempre digo que hay que tener una técnica grande, antes todo el mundo bailaba de una forma muy anárquica. La técnica ha hecho evolucionar al baile en muchos aspectos, pero lo que no hay que hacer es esconder el arte con tanta técnica, hay que poner a la técnica a disposición de tus sentimientos, no esconderse tras la técnica, no se baila mejor por hacer mas piruetas, de esa forma esconden otra fuerza que tienen dentro. 
- ¿Que piensas mientras bailas? 
Me gusta bailar lo mejor que puedo, y disfrutar con ello, pero a la vez estas preocupada porque la responsabilidad es grande, piensas en tu compañía, en el espectáculo, en que todo esté bien. Siempre quieres dar toda tu energía al público, pero sin ningún fallo, ¡Que salga todo muy bien! 
- ¿Con la experiencia consigues disfrutar más en el escenario? 
Los nervios siempre están ahí y la responsabilidad aumenta con el tiempo y te exiges más, y quieres mantener tu categoría, tu estilo, tu personalidad, y no caer. Aunque salga gente nueva con mucho éxito tienes que ir con tu línea de siempre, todo esto te crea un estado de nerviosismo, que es lógico y normal. Yo tengo gente estupenda en mi compañía, ellos me ayudan y creo que yo también a ellos, yo les corrijo algunas cosas del cuerpo, les explico sobre las coreografías, los teatros, el baile, pero lo importante es que sean ellos mismos, todos aprenden de todos, hay mucha gente que quiere imitar a los que tienen éxito, nunca hay que imitar, tienes que llevar todo lo que aprendes a tu terreno, a tu cuerpo, a tu forma. 
- Eso es muy difícil... Difícil y lento. 
Entrevista: Daniel Muñoz. 

Sitios Web Relacionados :
Rosa Gracia Administradora

El flamenco es un estilo de música y danza propio de las comunidades de Andalucía, Extremadura y Murcia. Es un signo de identidad de la etnia gitana que ha desempeñado un papel esencial en su evolución.

No hay comentarios:

Publicar un comentario