martes, 29 de septiembre de 2015

Flamenco Micaela Flores Amaya Francia


Biografía:

La Chunga, nombre artístico de Micaela Flores Amaya, nació en Marsella (Francia) en 1938. Bailando descalza desde los seis años, entre las mesas de los bares del distrito V de Barcelona, la descubre el pintor Paco Rebés. Convertido en mecenas, intenta hacer de ella una gran b bailaora y para ello se informa de quien es la mejor profesora de baile de Barcelona. Rebés sabe muy bien que sólo con el consabido número de la rumbita catalana –con el que se hizo famosa-, en el que baila descalza mostrando su lindo ombliguito, no es suficiente para completar un programa. En el verano de 1953, de la mano de su protector, la Chunguita fue a conocer a su primera maestra de baile, Emma Maleras, mientras se representaba un espectáculo de su ballet en la sala de fiestas El Cortijo, de Barcelona. Emma la recuerda de este modo Era imposible que aprendiese ningún paso, no podía soportar los zapatos, se los quitaba y los tiraba al rincón. No puede usted figurarse lo que pasé con ella. Como no conocía los días de la semana, para hacerle entender cuándo debería volver para la siguiente clase, le abría la mano en abanico y cogiéndole los dedos le decía: mañana, no; el otro, tampoco; el otro. Pero su benefactor no tardaría mucho tiempo en lanzarla al gran público. Apoyada también por un grupo de intelectuales catalanes, el nombre de La Chunga empieza a ser familiar en todos los periódicos de Barcelona. Saltó a Madrid, donde la acogieron con el mismo cariño que en la Ciudad Condal. Era el auge de los primeros tablaos flamencos y su presentación en El Corral de la Morería le sirvió de trampolín para viajar a Estados Unidos. Contratada por el empresario Sullivan, es presentada en Las Vegas y en diferentes programas de televisión; Nueva York y México se rindieron a sus pies descalzos. En 1957 actuaba en el Teatro Candilejas, de Barcelona, arropada por Los Pelaos y el guitarrista José Pubill, entre otros. Al año siguiente actuó en el Gran Teatro del Liceo de Barcelona, en un homenaje al Marqués de Cuevas. Para crear un clima de autenticidad trajeron un centenar de gitanos de las barracas de Casa Antúnez, el barrio donde se crio la gitanilla. Coreando a su reina, fuera de su hogar caló, no lograron el ambiente esperado. En los años sesenta actuaba por la Costa Brava, actuaciones que compaginaba con las salidas al extranjero. En 1961, reapareció en el Teatro Victoria de Barcelona al frente de un espectáculo de variedades titulado Chunga Carrusel, con El Chaleco, Paquito Izquierdo, Ramón Vélez, Juan el Pelao, Pepín Cabrales y Manolo Sisón. La revista París Match ilustró su presentación en el legendario restaurante Maxim’s, donde bailó para la intelectualidad parisina. El frenético movimiento del baile de La Chunga impresionó al pintor Salvador Dalí, que le propuso una innovadora experiencia: dispuso en el suelo un lienzo sobre el que dejó varios tubos de pintura. Acompañada por la guitarra de Ramón Gómez, La Chunga bailó con sus pies descalzos pisando y esparciendo la pintura sobre la tela, y de este modo inventaron la pintura con los pies. 

Sitios Web Relacionados :
Rosa Gracia Administradora

El flamenco es un estilo de música y danza propio de las comunidades de Andalucía, Extremadura y Murcia. Es un signo de identidad de la etnia gitana que ha desempeñado un papel esencial en su evolución.

No hay comentarios:

Publicar un comentario