miércoles, 28 de enero de 2015

Flamenco Rita Jimenez Garcia Cádiz


Biografía:

Rita Jiménez García, cantaora y bailaora de flamenco, más conocida en el mundo del arte flamenco con el nombre artístico que se quedo en la historia de RITA LA CANTAORA, nació en Jerez de la Frontera (Cádiz), en el año de 1859, y murió por los avatares de la guerra civil, en Zorita del Maestrazgo (Castellón), en el 1937, a los 78 años de edad. Fue figura famosa de los cafés cantantes de su época. Se inició cantando en Jerez; luego actuó, junto a La Macarrona y Juan Breva, en los cafés cantantes madrileños, entre ellos el Café Romero. En 1906 figuró en el cuadro flamenco de El Café del Gato. Durante su trayectoria artística, desarrollada principalmente en Madrid, actuó en sus primeros tiempos con Fosforito, El Viejo y la Coquinera; y después, a lo largo de los años veinte, con Manuel Pavón y Manuel Escacena. Su última actuación en público tuvo lugar en 1934, en el Café de Magallanes, con motivo de un festival benéfico que reunió a varios artistas veteranos. Su popularidad quedó acuñada en su tierra en una frase conocida en toda España: ¡Eso, a Rita La Cantaora! Destacó por malagueñas y soleares e interpretó con gracia los estilos festeros, en especial las bulerías. Rita no sólo era una gran voz. Como toda gran folclórica también sabía moverse como los ángeles. Era "Bailaora" en sus propias actuaciones. De ahí que también se acuñe mucho "Rita la bailaora". El término "Eso se lo dices a Rita la cantaóra" empezó a utilizarse mucho en Cádiz, en forma de insulto. Lamentablemente, nuestra amiga Rita era algo odiada (se dice que por envidias) en su pueblo natal. Aquella frase era como una especie de "Vete a tomar por el culo", que con el paso de los años, comenzó a generalizarse por toda España. 
Sitios Web Relacionados :
Rosa Gracia Administradora

El flamenco es un estilo de música y danza propio de las comunidades de Andalucía, Extremadura y Murcia. Es un signo de identidad de la etnia gitana que ha desempeñado un papel esencial en su evolución.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada